miércoles, 18 de junio de 2008

Esos locos bajitos

A menudo los hijos se nos parecen,
y así nos dan la primera satisfacción;
ésos que se menean con nuestros gestos,
echando mano a cuanto hay a su alrededor.
Esos locos bajitos que se incorporan
con los ojos abiertos de par en par,
sin respeto al horario ni a las costumbres
y a los que, por su bien, (dicen) que hay que domesticar.
Niño,
deja ya de joder con la pelota.
Niño,
que eso no se dice,
que eso no se hace,
que eso no se toca.

Joan Manuel Serrat

2 comentarios:

AntonioE dijo...

Cuando era pequeño me enseñaron,
a perder la inocencia gota a gota,
que idiotas.

De pequeño me enseñaron a querer ser mayor,
de mayor quiero aprender a ser pequeño,
y así cuando cometa otra vez el mismo error,
quizás no me lo tengas tan en cuenta.

Lenda dijo...

Ay si es que sois como niños :)

PD, yo tengo 12 años, todavía, jajajajaja